Claves para hacer pinturas miniaturas

Las pinturas miniaturas pueden no ser una tarea tan sencilla como aparentan, a diferencia de las pinturas convencionales, los personajes en tamaños pequeños pueden generar un trabajo adicional en cuanto a técnicas y acabados.

Por ello, existen algunas recomendaciones que nos ayudarán a lograr unas imágenes bien pintadas, y minimizar los errores cuando dispongamos de ganas de practicar este arte.

Claves para hacer pinturas miniaturas

Espacio

La elaboración de pinturas miniaturas requiere de un espacio dedicado a esta actividad y, no tengamos que desmontar en cada oportunidad todos los utensilios que utilizamos, aparte de que evitamos perder tiempo e incluso poner en riesgo los acabados y detalles de nuestras piezas.

Orden y limpieza

Mantener ordenado el lugar elegido utilizando cajas, o bien guardando las pinturas en gavetas y los pinceles limpios a la mano para su uso. Además, el tener exceso de objetos y una limpieza deficiente, solo traerá pérdida de tiempo y, cuando logremos despejar el lugar ya no queremos pintar.

Mesa de trabajo

La mesa de trabajo debe poder mancharse y soportar las horas de trabajo que conllevan las pinturas miniaturas, junto al deterioro que el uso constante de materiales corrosivos, trae a los muebles donde se realizan los trabajos artísticos.

Paleta Húmeda

La ventaja de las paletas húmedas, es que podemos colocar los colores a utilizar sin temer a que se sequen. Para llevar a cabo esta paleta, lo que debemos realizar es buscar un recipiente plano que nos sirva de paleta, luego colocar agua y encima papel de cocina y así cubrir nuestra selección de pinturas.

Técnica: Doble imprimación

Esta práctica consiste en utilizar dos potes de espray en colores blanco y negro, para aplicarlos simultáneamente, siendo el primero en utilizar el de color negro esparciéndolo por toda la figura, luego se deja secar.

Pasado un tiempo, colocar el tono blanco en las zonas donde creemos la figura necesita mayor luminosidad. Esta técnica logra un acabado detallado y realista de las piezas a la que se le aplica.

Para que una pieza tenga el efecto deseado, no solo se requieren de las mejores técnicas de acabados, sino que además llevar el orden de nuestros utensilios es también parte del éxito de una pieza bien elaborada.

La técnicas adecuadas nos podrían llevar a pintar miniaturas por encargo, lo que nunca esta demás, tanto para darse a conocer como artista como para tener una economía estable. Las pinturas miniaturas pueden ser más que un hobbie, por ello te invitamos a comentarnos ¿Consideras las pinturas miniaturas un arte?