Como curas la aftas bucales

Son varias las causas que pueden provocar la aparición de aftas, aunque la mayoría están relacionadas con una mala higiene bucal. Aunque también pueden aparecer a causa de una mordida involuntaria o alguna afección.

Las aftas son granos que causan muchas molestias ya que se encuentran en una zona delicada como es la boca y esto nos provoca dolor, y más aún cuando comemos.

Lo bueno es que existen remedios naturales que puedes conseguir en casa, y con los cuales podrás eliminar las aftas. Con algunas recomendaciones especiales.

Salmuera. La salmuera es básicamente mezclar cierta cantidad de sal de forma proporcionada dentro de un recipiente con agua. Con ella puedes realizar buches o gárgaras. Esto te ayudará a quemar y cicatrizar las heridas.

Ajo y miel. Tanto el ajo como la miel contienen propiedades antibióticas que podemos usar a nuestro favor para curar las aftas. Lo que debes hacer para aplicar este remedio casero, es cortar en trozos pequeños uno o dos dientes de ajo y luego en un recipiente mezclarlo con unas cucharadas de miel. Luego con cuidado tomas un poco de esta mezcla y la pones sobre las aftas, dejando actuar por al menos 2 minutos. Esto lo puedes repetir varias veces al día.

Bicarbonato. El bicarbonato tiene muchos usos, pero su principal función es la limpieza. Por lo que podremos usar un poco para eliminar las llagas. Basta con crear una mezcla de bicarbonato con un poco de agua hasta lograr que quede con una consistencia media, esto lo apoyas sobre las aftas y lo dejas actuar, luego enjuagas y repites varias veces al día.

Aloe vera. Es una planta que tiene muchísimas propiedades y que te aconsejamos tengas en casa. Para eliminar las aftas es necesario tomar un trozo de hoja de aloe y sacar un poco de su gel interior, esto lo machacas y lo mezclas con un poco de agua. Luego realizas buches con esta mezcla y los debes repetir durante los días siguientes hasta que veas resultados.

Acudir al médico siempre es aconsejable cuando veas que luego de un tiempo no se va o que vuelve a salir, hay muchos casos de quistes que causan este tipo de aftas y hay que tratarlos para evitar problemas mayores. Sin embargo, la mayoría de quistes son benignos y no requieren tratamiento especial, es cuestión de seguir estas indicaciones y verás como poco a poco se van.