A favor de la vida y la cerveza

Al contrario de lo que dirían algunos profesionales de la salud respecto a la cerveza, siempre y cuando sea tomada con moderación, puede ser un gran beneficio para la salud. (Mientras tanto elegí la mejor cerveza en este sitio).

 

Especialistas aseguraron que el tomar la bebida puede combatir enfermedades cardiovasculares, prevenir la osteoporosis y hasta reducir las cataratas. A continuación te presentamos beneplácitos de consumir un birra bien fría que harán bien a tu cuerpo.

 

La cerveza y la medicina unidas por una causa: ambas protegen tu vida

Según estudios realizados por expertos, la cerveza tiene el poder de desterrar la posibilidad de que aparezca el cáncer. Sí, entre sus componentes principales encontramos el xanthohumol, un polifenol presente en el lúpulo.

 

Ese ingrediente es un antioxidante con compuestos que destierran y previenen la aparición de las células cancerosas, como si fuera una especie de quimiopreventiva en ciertos tipos de cáncer.

 

Además, alegaron que al consumir cerveza, una persona puede proteger la salud cardiovascular. Si bien el tomar moderadamente tiene efectos antiinflamatorios, incrementa los niveles de colesterol “bueno” y ayuda a darle pelea a varias enfermedades cardíacas.

La birra previene la anemia

Esto se da generalmente en la etapa de la menopausia, donde las mujeres padecen deficiencia de nutrientes. Durante este tiempo biológico, los flavonoides de la cerveza actúan como potentes antioxidantes que elevan la actividad celular y a la vez, potencia los niveles de hierro.

La cerveza como vitamina para los huesos

Investigadores señalaron tras un estudio que ingerir cerveza responde a efectos positivos en la salud ósea y que esto se debe a que tiene silicio: un mineral que ayuda a mejorar la densidad de los huesos y evita la pérdida de masa ósea. La bebida ofrece fitoestrógenos naturales, los cuales actúan contra la osteoporosis y reducen los síntomas de la menopausia.

 

Protege de las enfermedades neurodegenerativas

Esto se confirmó tras varios estudios científicos que revelaron que quienes tomen cerveza con moderación tienen menos probabilidad de contraer enfermedades como Alzheimer.

 

En este caso, una vez más el silicio es el responsable de ello porque tiene la virtud de reducir los metales tóxicos que se agolpan en el organismo y causan patologías degenerativas. A su vez, mejora la memoria y la concentración.

A más cerveza, mejor piel

Si bien resulta insólito, en Nueva York y países como Alemania, Austria o República Checa se montaron “SPA de Cerveza”, donde además de beber los clientes pueden elegir hacer tratamientos de máscaras faciales con cerveza negra para mejorar la salud. Este llamativo método mejora los pigmentos de la dermis, y hace lograr una piel más flexible, joven y lisa.

 

La cerveza mejora la salud estomacal

Según médicos, mientras sea consumida de modo prudente, la cerveza puede actuar como medicamento para tu síntoma de mal estomacal.

 

Lo que hará, justamente, es elevar la cantidad de ácidos gástricos y eso provocará la aceleración del vaciado del estómago haciendo cada vez menos la probabilidad de generar una infección provocada por la bacteria Helicobacter Pylori, causante de la úlcera gastroduodenal.

Actúa como un potente diurético

Es normal que cuando empezás a tomar cerveza en un bar u  algún otro lado, te den ganas de ir al baño a orinar. Esto se produce debido a que la birra se encuentra conformada con más del 90% de agua.

 

A su vez, la birra es baja en sodio: lo  que significa que elimina la retención de líquidos y evita los problemas renales, y tiene una gran cantidad de potasio.

La cerveza previene cataratas

Especialistas en medicina sostuvieron que tomar esta bebida también es buena por actuar con reductor en personas con antecedentes familiares de cataratas.

 

Esto quiere decir que ingerir un vaso de cerveza cotidiano resulta favorable para quienes son diabéticos. Por ejemplo, les permitirán conservar en buenas condiciones su vista y no padecer glaucoma (síntoma conocido como “presión ocular”).

Por esa razón, se aconseja que las personas con diabetes ingiere una dosis a menuda de cerveza negra en lugar de tomar rubias.

Cerveza para celíacos

Desterrados algunos mitos sobre la cerveza de que hace mal a la salud, también se suma una cerveza distinta para quienes son celíacos.

 

Se trata de birra sin gluten que durante el proceso de elaboración se rompe el molde a través de un proceso de hidrólisis, que funciona sobre el gluten pero conserva intactos el resto de los ingredientes y propiedades de la cerveza normal: El producto obtenido es una cerveza de 4,8% de contenido alcohólico, sin pérdida del sabor.

 

Hace pocos años se acaba de comprobar que la cerveza apta para celíacos puede ser elaborada con ingredientes tradicionales como la malta de cebada. Si bien el gluten es una proteína que ubicada en el trigo, avena, cebada y centeno (TACC).

 

Cuando una persona celíaca consume alguno de estos cereales, el paciente comienza a tener trastornos intestinales, aunque las consecuencias abarcan también a otros órganos produciendo graves problemas de salud.

 

Ante esa situación, se agrega la posibilidad hacer cerveza con maltas de otros granos que no sean TACC. Por eso, muchas birrerías decidieron tomar ese camino y hacen las cervezas con ingredientes como mijo, sorgo, maíz, quinoa y algún que otro cereal.

 

Cerveza made in Argentina

 

Lo cierto es que en Argentina existen dos cervecerías que las hacen: una cervecería en Rosario llamada Strauss que es 100% de sorgo, y otra en la provincia de Santa Fe, San Lorenzo, que tiene el nombre de Cervecería San Lorenzo que son 100% de maíz.